Conoce la palabra #10

Balaustre

Etimología

La palabra «balaustre» tiene una interesante evolución etimológica. Proviene del francés «balustre», que a su vez deriva del latín «balaustium», término utilizado para referirse a la flor del granado por su semejanza con el adorno arquitectónico. A su vez, esta palabra latina «balaustium» tiene su origen en el griego antiguo «βαλαύστιον» (balaústion), que también se refiere a la flor del granado.

En la Grecia clásica, el término «βαλαύστιον» (balaústion) hacía referencia a la flor del granado, específicamente al fruto o a la flor de esta planta. El granado era una planta valorada en la antigua Grecia por su simbolismo, usos medicinales y sus frutos, por lo que la flor o el fruto del granado eran elementos conocidos y apreciados en la cultura griega. Si bien la palabra se usaba principalmente para designar la flor del granado, no se tiene evidencia directa de que se empleara específicamente en la arquitectura o la decoración en ese período. Su asociación con elementos arquitectónicos, como los balaustres o columnas ornamentadas que más tarde tomarían su nombre, pudo surgir posteriormente, en la época romana o durante el periodo helenístico, a partir de la semejanza entre la forma de estos elementos arquitectónicos y la flor del granado.

Así, «balaustre» en su etimología completa se remonta desde el griego «βαλαύστιον» (balaústion) hasta el latín «balaustium» y posteriormente al francés «balustre», que describe originalmente la similitud entre la decoración arquitectónica y la flor de granado.

Significado

En la actualidad, la palabra «balaustre» se refiere a un elemento arquitectónico o decorativo que consiste en una columna corta o un pilar con una sección generalmente en forma de vaso invertido y estrechada en su centro, con un aspecto similar a una flor abierta. Estos elementos se utilizan comúnmente en barandillas, balcones o cercas, tanto en estructuras interiores como exteriores, y pueden estar hechos de piedra, madera, metal u otros materiales.

Ejemplos

  1. Los balaustres de mármol en el pasamanos del balcón le daban un toque clásico y elegante al edificio.
  2. El diseño de la cerca incluía balaustres de madera tallada que realzaban la belleza del jardín.
  3. La escalera balaustrada de hierro forjado, complementaba el estilo vintage de la casa.
  4. El arquitecto propuso añadir balaustres metálicos al diseño del puente para mejorar su estética y seguridad.
  5. La restauración del edificio histórico no incluyó la instalación de balaustres de piedra que replicaban fielmente los originales, por eso el arquitecto decidió dimitir.

Reto

Ahora te toca a ti, usa la palabra en una frase y compártela en los comentarios. De igual forma, coméntanos qué palabra te ha intrigado o has aprendido últimamente. 

Deja un comentario

error: Content is protected !!